PACKS ESCUELAS
MENÚ
VOLVER A LOS ARTÍCULOS

Tablilla Salamis.

GRANDES INVENTOS: EL ÁBACO



Hoy les presentamos al precursor de la calculadora digital: el ábaco. Fue el primer sistema de apoyo al cálculo utilizado por el hombre y si bien hay opiniones encontradas en cuanto a su origen, se han hallado restos en las culturas egipcia, babilónica y chino-japonesa.

La palabra "ábaco" es una palabra que existe en varios idiomas por lo que sus orígenes etimológicos son discutidos. Su raíz griega proviene de la palabra abax que significa "mesa para contar" y pasa al latín como abacus que significa "tabla o tabililla de cálculo" pero su etimología se puede remontar a las lenguas semíticas o a otras lenguas de las cuales probablemente no se tienen registros.

En la Edad Media fue empleado por mercaderes hasta que fue reemplazado en forma gradual por la aritmética basada en los números indo-árabes. En Europa, se utilizó hasta la imposición del cálculo algorítmico árabe en el siglo XIII, que se basa en los 10 dígitos habituales y en las reglas de suma, resta, multiplicación y división que todos conocemos desde la infancia.

Se estima que tiene una antigüedad que data del 300 a. C. época en la que fueron encontrados los vestigios de este elemento que fue utilizado para efectuar los cálculos que no eran fáciles de realizar mentalmente. Es muy probable que su inicio fuera en una superficie plana y piedras que se movían sobre líneas dibujadas con polvo.


Ábaco griego.

Los ábacos evolucionaron desde las tablas con trazos o ranuras, como la tablilla de Salamis, hasta las tablas que hacían uso de alambres o varillas que sujetaban las cuentas o bolillas para garantizar su estabilidad.

Evidencias físicas sobre su existencia se han encontrado en excavaciones arqueológicas. Por ejemplo, en 1846 en la isla de Salamis se halló un auténtico tablero de conteo, probablemente usado en Babilonia 300 d. C. Es considerado el ábaco más antiguo del que se tiene conocimiento. En 1851 se encontró en Grecia un ánfora (recipiente cerámico de gran tamaño), llamado el "Vaso de Darío", decorado con diversos dibujos pintados, entre ellos un instrumento para contar.

Tablilla Salamis

Fue construida con mármol blanco, en el centro de la tablilla hay un set de 5 líneas paralelas divididas en partes iguales por una línea vertical, selladas con un semi-círculo en la intersección de la línea horizontal más baja y la única línea vertical.

Mide 149 cm de largo, 75 cm de ancho y 4.5 cm de espesor. Tres grupos de símbolos Griegos (símbolos numéricos del sistema numérico acrofónico) están acomodados a la izquierda, a la derecha y en el borde bajo de la tabla. Actualmente se encuentra en el Museo Nacional de Epigrafía de Atenas.

Ábaco romano


Ábaco romano, Reconstrucción hecha por el RGZ Museum en Mainz, 1977. El original se encuentra en la Biblioteca Nacional de Francia, en París.

Las cuentas, que los romanos llamaban claviculi (clavillos), se deslizaban por surcos, hacia arriba y hacia abajo. Los romanos conocieron varias versiones del artefacto. Particularmente interesante es un pequeño ábaco de bronce que se usó en Italia nada menos que en el siglo XVII, y es interesante porque en su estructura fundamental es idéntico al ábaco japonés de nuestros días. Cada uno de sus surcos verticales representa una potencia de 10, sucesivamente crecientes de derecha a izquierda. En cada surco, cuatro cuentas situadas bajo una línea horizontal sirven para expresar múltiplos del valor del surco, mientras una quinta cuenta, situada sobre la línea, denota cinco veces tal valor.

Suanpán

El ábaco chino se conoce con el nombre de suanpán, fue descripto en un libro de la Dinastía Han. El ábaco romano y el chino tienen muchas similitudes, por lo que se cree que tal vez provenga de Europa y haya llegado a China a través de las relaciones comerciales entre el Imperio Romano y Oriente. Sin embargo, no hay evidencias de que esto sea así.

Generalmente mide 20 cm de largo y, según su aplicación, es de ancho variable y con más de siete filas: 2 cuentas en cada fila superior y 5 en la parte inferior.

El suanpan tiene otras funciones además del conteo, existen técnicas para hacer multiplicaciones, divisiones, adiciones, substracciones y raíz cuadrada y cúbica a gran velocidad.

Sorobán

El ábaco japonés conocido como sorobán ha sido empleado para resolver operaciones de aritmética. A partir de los 6 años de edad se lo puede aprender a utilizar, desarrolla la observación y la memoria, potenciando la habilidad mental sobre el cálculo numérico. Actualmente en las escuelas de Japón se utiliza este instrumento.

Consiste en un marco de madera de 26 cm sobre el que se sitúan 17 barras paralelas por las que se deslizan una serie de cuentas. Estas barras representan el sistema numérico tradicional. El sarobán está dividido en una parte superior, denominada Cielo, y una inferior, denominada Tierra.

En 1946 en Tokio, capital de Japón, se realizó una competencia de cálculo entre un calculista con soroban y otro con calculadora y ganó el calculista con soroban.



  • Argentina: 0800 333 3979
  • -
  • Bolivia: +591 3 3708206
  • -
  • Chile: +56 2 3281 1674
  • -
  • Ecuador: +593 2 6018068
  • -
  • España: +34 93 0077 931
  • -
  • México: +52 55 44376787
  • -
  • Perú: +51 1 241 9032
  • -
  • Venezuela: +58 261 4190130