Pisicultura: el cultivo de los peces

La acuicultura en la actualidad es una de las prácticas más importantes utilizadas para incrementar la disponibilidad de alimento en muchos países. Ya que permite administrar de manera eficiente los recursos acuáticos.

¿Qué es la acuicultura?

Se define como acuicultura a la cría controlada de organismos de cualquier ambiente acuático, con el fin de incrementar la producción de alimentos de muchos países.

De manera general, el cultivo se hace en una serie de estanques donde se crían, se engordan y luego se retiran los animales para su comercialización. En la acuicultura se cultivan muchos organismos, por ejemplo: pescado para comida, pescado para pesca deportiva, pescado para cebo, peces ornamentales, moluscos, crustáceos y algas.

Con la acuicultura se pueden cultivar una gran cantidad de organismos para el consumo.

En la acuicultura no todo lo que se cultiva es para el consumo, los peces ornamentales, por ejemplo, se venden para el comercio de acuarios, y las algas para una amplia gama de productos farmacéuticos, nutricionales, alimenticios y biotecnológicos.

La acuicultura ha permitido convertir muchas zonas de ecosistemas acuáticos en zonas productoras de alimentos, para así mejorar la economía.

Tipos de acuicultura

  • Acuicultura marina: se refiere al cultivo de especies de agua salada como ostras, almejas, mejillones, camarones y peces, entre otros. La acuicultura marina puede llevarse a cabo directamente en el océano al colocar jaulas en el fondo marino o suspenderlas en la columna de agua, sin embargo, también se pueden crear sistemas artificiales con estanques.
Acuicultura marina, directamente en un cuerpo de agua salada.
  • Acuicultura de agua dulce: se refiere al cultivo de especies nativas de lagos, ríos y Se pueden cultivar peces y moluscos.
Estanques de cultivo de agua dulce.

Las prácticas de acuicultura muchas veces reciben el nombre de acuerdo al organismo que es cultivado, por ejemplo:

  • Cultivo de camarón: camaronicultura.
  • Cultivo de moluscos: malacocultura.
  • Cultivo de peces: piscicultura.

¿Qué es la piscicultura?

Se define como piscicultura al conjunto de conocimientos, técnicas y actividades que permiten la crianza y reproducción de peces. Etimológicamente, la palabra piscicultura viene del latin piscis que significa “pez” y cultura que significa “cultivo”. Esta práctica se puede llevar a cabo en diversos tipos de espacios físicos o estaciones piscícolas, por ejemplo: acuarios, ríos, sistema de estanques y cualquier otro sitio que tenga acceso a agua.


En las estaciones piscícolas es donde se lleva a cabo: la inseminación de los peces, la cría, el engorde y el seguimiento del desarrollo hasta su comercialización.

Tipos de piscicultura

La piscicultura se clasifica de acuerdo a varios criterios, sin embargo, los tipos principales de piscicultura son tres:

  • Piscicultura agrícola industrial: se refiere al cultivo de peces para uso comercial, en este caso se parte de los huevos, se hacen eclosionar para obtener los alevines (juveniles de pez) y luego se engordan hasta llegar al tamaño y peso necesario para su venta.
  • Piscicultura de repoblación: se realiza con el fin de repoblar una población de peces que ha disminuido por pesca excesiva o contaminación. En este caso se hacen eclosionar los huevos hasta obtener alevines, que luego de cierto tiempo de crecimiento serán sembrados en el cuerpo de agua donde la población es escasa.
  • Piscicultura ornamental: tiene su origen en Japón, este tipo de piscicultura tiene como fin la cría de especies atractivas y raras para adornar estanques de sitios públicos, aunque también para acuarios domésticos.
La piscicultura también se puede clasificar de acuerdo al número de especies, si sólo se cultiva una especie es un monocultivo y si se cultivan más de dos es un policultivo.
La piscicultura también se puede clasificar de acuerdo al número de especies, si sólo se cultiva una especie es un monocultivo y si se cultivan más de dos es un policultivo.

Requerimientos en una estación piscícola

  • Se debe de disponer de una buena cantidad de agua durante todo el año y debe entrar de manera sencilla a las piscinas (en caso de estaciones artificiales), sin el uso de bombas u otros mecanismos para extraerla.
  • Se deben controlar los niveles de: temperatura, acidez, alcalinidad y oxígeno, ya que valores fisicoquímicos deficientes, disminuyen la producción.
  • El terreno donde se vayan a construir las piscinas debe ser impermeable y tener cierto declive que permita que el agua llegue fácilmente por gravedad.
  • La forma y tamaño del estanque dependerá de la especie a cultivar.
  • Los estanques se deben fertilizar con abono orgánico o agua de alcantarilla.
  • El alimento puede ser natural o artificial, se deben tomar en cuenta los costos y la cantidad .
  • La especie a cultivar debe ser de buena calidad comercial, tener un ciclo de vida conocido, características biológicas que permitan su manejo, rápido crecimiento y en lo posible, que la especie sea nativa.

Ventajas de la piscicultura

  • Se pueden aprovechar espacios que no tienen ningún aprovechamiento agrícola o ganadero.
  • Se aumenta el reabastecimiento de pescado para el consumo humano.
  • Se puede controlar la producción, cosa que no se puede hacer cuando se pesca.
  • Al ser estanques artificiales, no hay pérdida de peces por depredación.

Especies exóticas

En cualquier práctica acuícola se recomienda utilizar especies nativas, ya que una especie exótica podría escaparse de los estanques y causar daños a la biodiversidad. Por ejemplo, la tilapia, ella fue introducida en muchos países y ha desplazado enormemente la fauna nativa de peces.

Comentarios